Home
Contacto Suscripción

Economia y Finanzas II

¿Sabía que el dinero crece en los árboles?

VENTANA AL DESARROLLO. En diferentes países de la región comienzan a surgir los "pagos por servicios ambientales", un incentivo a los usuarios del suelo que trabajan con mentalidad ecológica.

26 OCT 2013 16:39h

Por Rodrigo Martínez *

Imagine que usted es dueño de una parcela de tierra en el interior selvático de Brasil, Colombia o Perú. Usted heredó esas tierras de su padre, quien a su vez las heredó de su abuelo, y él de sus antepasados.

Usted tiene esposa, cuatro hijos y nunca fue a la escuela. Como no tiene educación ni empleo formal, usted tiene que subsistir con lo que pueda sacar de la tierra. Por ahora, se ha dedicado a la apicultura y su mujer vende la miel que produce en el mercado de los domingos. Además tiene un pequeño huerto y algo de caza en los alrededores. Sin saberlo, usted es parte de una cadena que hace que los recursos naturales de la zona se conserven y, aunque no lo sepa, usted –sí, usted- está preservando la biodiversidad y el medio ambiente de América Latina y el Caribe.

La pregunta es: ¿debería alguien retribuirle a usted por este servicio? ¿Qué incentivos necesita  para que usted siga beneficiándose de su tierra a través de un uso del suelo amigable con el medio ambiente? ¿Quién puede convencerlo de que aísle y cerque unos metros al lado de la quebrada de su casa, para que el bosque de galería se renueve y el ganado no contamine el agua que la gente del pueblo bebe río abajo? Al final del día, usted –como yo- también necesita sobrevivir.  

Con este planteamiento es como nacen los pagos por servicios ambientales (PSA), un tipo de instrumento económico diseñado para dar incentivos a los usuarios del suelo para que continúen ofreciendo un servicio ambiental –ecológico- que beneficia a la sociedad en su conjunto. Además, en algunos casos, los pagos buscan que los usuarios del suelo adopten prácticas de uso que garanticen la provisión de un servicio en particular, como puede ser que planten árboles para crear “sumideros de carbono” o para aumentar la cantidad y calidad del agua.

Los pagos por servicios ambientales son siempre acuerdos voluntarios y negociados y nunca pueden ser impuestos a los beneficiarios o proveedores. Los proveedores potenciales de servicios deben tener diferentes opciones de uso de la tierra y debe establecerse claramente el servicio que se está comprando. Este servicio puede ser un servicio mensurable, como por ejemplo las toneladas de carbono secuestrado por los árboles que usted haya plantado, o puede ser medido por el uso equiparable de la tierra, como la conservación de los bosques para garantizar la provisión de agua.

Los PSA han mostrado buenos resultados en algunos países de América Latina y el Caribe: en Costa Rica por ejemplo, se le atribuye a la implementación de los PSA un cambio de mentalidad entre los tomadores de decisiones del gobierno y sectores económicos respecto al valor de los servicios ambientales de los bosques. Esto llevó a que políticas e incentivos inadecuados, como aquellos que fomentaban la expansión de la frontera agrícola, fueran eliminados y sustituidos por otros que promueven una mayor sostenibilidad.

Un grupo de expertos invitados por el BID se reunió para responder a las siguiente pregunta: ¿Pueden los pagos por servicios ambientales mitigar el cambio climático en América Latina y el Caribe?. Aquí se puede consultar las conclusiones de estos expertos.  ¿Y usted? ¿Cree que el dinero puede crecer en los árboles?

* Rodrigo trabaja como consultor en cambio climático en el BID desde principios de 2013. Rodrigo es licenciado en Administración de Empresas por la Universidad Javeriana en Colombia y cursó una maestría en Economía de los Recursos Naturales en la Universidad de Queensland (Australia).

Esta columna fue publicada originalmente en en el blog Hablemos de Cambio Climático del Banco Interamericano de Desarrollo (BID)

Fuente: Clarin

›› Sitios amigos

Buscar en el sitio Buscar en el sitio
Medios de comunicación Aeropuertos del mundo Códigos telefónicos

Más notas

©2011 - www.resistenciahuemul.com.ar - Todos los derechos reservados