Resistencia Huemul
Contacto Suscripción

Viajes

Tu nombre me sabe a poncho

Belén. Por la calidad de sus tejidos, la localidad norteña es considerada la Capital Nacional del Poncho, una prenda tan inherente al atuendo criollo que hasta tiene su propia fiesta nacional.

Noble tarea. El tejido es una de las artesanías más desarrolladas en la provincia de Catamarca. Se emplean lanas de oveja, llama y vicuña para realizar ponchos, mantas y prendas de atractivos colores y texturas.

Por Cynthia De Simone

25/01/13 - 09:36

Tejedora belenista, telar en flor, hilas con hilos de luna la pena con la canción", se oye el eco de una zamba en la plaza principal de Belén, provincia de Catamarca. Esta pequeña ciudad ubicada a la vera del río de igual nombre seduce con sus quebradas y montañas, las antiguas iglesias y los monumentos históricos.

Bautizada como la patrona del pueblo, la imagen de la Virgen de Belén reluce sobre la cima de un cerro a 1.900 metros, gracias a un magnífico monumento levantado en su nombre.
Con 15 metros de altura, la obra que acaba de cumplir treinta años casi compite en tamaño con la del Cristo Redentor en Río de Janeiro, Brasil. Desde ese mirador es posible obtener una espectacular vista panorámica del valle.

Antonio Avar recibe a los turistas en su casa-taller-boutique, donde desarrolló un emprendimiento del que también participan su esposa, Fernanda Saracho, su suegra y sus cinco hijos: "Somos una familia grande, como la mayoría en el norte argentino, y nos dedicamos al diseño, hilado, teñido, tejido y confección de piezas realizadas en telar criollo. Hacemos arte textil en indumentaria y decoración, étnica tradicional y contemporánea", resume.

Al igual que en toda Belén, en este barrio donde abundan las casas de adobe las artesanías tejidas adquieren un valor muy significativo no sólo por su calidad sino también por el diseño.

Es que en Catamarca, declarada Capital Nacional del Poncho, esta prenda de uso diario es todo un símbolo. Por eso, la tarea principal de los Avar Saracho es el rescate de ejemplares de diseños antiguos y precolombinos de algunos de sus modelos bicentenario, tehuelche, ranquel, mapuche, pampa e inca, entre otros.

Para quienes se sientan atraídos por la historia y las obras de arte, darse una vuelta por el Museo Arqueológico Cóndor Huasi resulta una excelente opción.

Con más de tres mil piezas diaguitas de cerámica, hueso, piedra y metal, está entre los tres mejores de su tipo en el país.

A tan sólo 13 km de Belén, Londres es una pequeña localidad conocida como "la cuna de la nuez", donde la población se concentra básicamente alrededor de dos plazas: "la de arriba" (la más antigua), frente a la cual se levanta la Iglesia de la Inmaculada Concepción, y "la de abajo", donde se halla la de San Juan Bautista.

Una vez sumergido en esta villa, es necesario recorrer siete kilómetros más para hacer una visita a las ruinas incas El Shinkal de Quimivil, un predio con reconstrucciones parciales de numerosos recintos, escalinatas y senderos que formaron parte de un populoso centro urbano habitado por esa civilización durante los siglos XV y XVI.

La casa-boutique de la calle General Roca luce muy colorida entre tantos ponchos, tapados, alfombras y adornos. Fernanda y Antonio atienden a diario a un público curioso por aprender el proceso completo de la producción textil que arranca con el hilado, continúa con el teñido y concluye con clases abiertas de tejido en telar criollo.

Desde la plaza central resuena el eco de los versos de La Catamarqueña, de Eduardo Falú: "Mi Belén, no hay adiós, es el tiempo de azul vendimial... adonde me vaya me sigue esta zamba y en mi pañuelito florece un nogal".

 

Fuente: Perfil

›› Sitios amigos

Alquilo Departamento en Arequipa
Seguro de viaje
Seguro de Viaje
Seguros de Asistencia en Viaje
Seguros de viajes

Buscar en el sitio Buscar en el sitio

Más notas

©2011 - www.resistenciahuemul.com.ar - Todos los derechos reservados