Home
Contacto

Derechos Humanos

A 10 años, el Estado pedirá ser querellante en el caso de Julio López

A 10 años, el Estado pedirá ser querellante en el caso de Julio López

Derechos Humanos. Se cumple una década de la desaparición del albañil que declaró contra Etchecolatz.

Marcha por los 8 años de la desaparición de Jorge Julio López. DYN

11/09/16

El próximo domingo se cumplirá una década de la desaparición en democracia de Jorge Julio López, el albañil que ayudó -con su testimonio- a condenar por delitos de lesa humanidad al represor y ex jefe de la Policía bonaerense Miguel Etchecolatz. Días atrás, el secretario de Derechos Humanos Claudio Avruj y el ministro de Justicia Germán Garavano acordaron que el Gobierno solicitará a la Justicia que el Estado se presente como querellante en la causa que investiga la desaparición de López. Por estas horas, los abogados oficiales estudian el escrito con los argumentos oficiales. Entre lunes y martes lo presentarán en el juzgado de Ernesto Kreplak, subrogante a cargo de la causa que instruye el fiscal Marcelo Molina.

En la secretaría de Derechos Humanos hay optimismo. No creen que existan motivos válidos que impidan el deseo oficial de ser parte activa de la causa. Avruj ya habló por teléfono con Rubén López, hijo del desaparecido. “El jueves vamos a reunirnos. Esperamos que sea una reunión de trabajo más que de protocolo”, señaló el funcionario en diálogo con Clarín. Pretenden acelerar la investigación. El presidente Mauricio Macri todavía no está al tanto. La decisión se tomó mientras el Jefe de Estado se encontraba en China para asistir a la Cumbre del G20.

En el Gobierno confían en que Kreplak y Molina les darán el visto bueno. “No es un caso común. Su desaparición permitió la creación del centro (de Asistencia a Víctimas de Violaciones de Derechos Humanos Dr. Fernando) Ulloa. Tiene un peso específico diferente”, sentenció Avruj.

El hijo de López ve con buenos ojos cualquier movimiento que beneficie la investigación. “Me parece bien, aunque no tenemos claro cómo se implementará técnicamente. La causa está parada desde el primer día. El pensamiento general es que el responsable fue Etchecolatz”, explicó Rubén López a este diario. Si bien recibirían con agrado cualquier avance en la investigación, en el entorno de los familiares también existen algunas dudas, porque el Estado, que ahora pedirá investigar la desaparición, podría ser responsable del delito que quiere esclarecer. “Para que exista desaparición forzosa hace falta responsabilidad o por lo menos una anuencia de algún agente estatal”, señalaron. El fiscal ya apartó de la investigación a la policía bonaerense y pidió medidas de prueba a la Federal y a la Policía de Seguridad Aeroportuaria.

El hijo de López y su abogado Alfredo Glasco habían mantenido hace seis meses una reunión con el subsecretario de Política Criminal del ministerio de Justicia Martín Casares. Durante el encuentro, que ellos solicitaron, expresaron su aspiración de que el Estado mejore la recompensa para quien aporte datos sobre el paradero de López, que hoy ronda el millón y medio de pesos. “Esperamos que sigan investigando. Hay pruebas propuestas desde nuestra parte que jamás se hicieron, como el perfil psicológico de López”, señaló Glasco. Ese perfil -suponen- podría ayudar a entender si alguien convenció a López de no presentarse a declarar en los Tribunales de La Plata el 18 de septiembre de 2006. 

Días atrás la diputada del FIT Myriam Bregman, que representó como abogada a López en el juicio contra Etchecolatz, intentó promover una ley para solicitar al Ejecutivo que abra los archivos sobre el albañil desaparecido. En la secretaría de Derechos Humanos dicen que no existe documentación bajo su órbita y subrayaron que la apertura de archivos es una potestad del Ejecutivo; no del Legislativo.

El domingo en el que se cumplirán 10 años de la desaparición de López, están previstos actos para reclamar justicia en La Plata y en Capital. Su hijo dice: “Es casi imposible. Ahora quisiera encontrarlo, ya no me importa la condición, después de diez años no hay mucha esperanza; ojala sea un final feliz”, dice, a pesar de todo.

Aunque milita en el PJ de Berisso -distanciado del kirchnerismo que lo llevó como candidato a concejal suplente en 2013- Rubén López, desliga de la parálisis de la causa a la gestión anterior, porque siempre “fue responsabilidad de la Justicia”. También ahora carga tintas contra los camaristas que le otorgaron el beneficio de la prisión domiciliaria a Etchecolatz, una decisión que este Gobierno decidió no apelar, pero al que López no responsabiliza.  

Fuente: Clarin

›› Sitios amigos

Buscar en el sitio Buscar en el sitio
Medios de comunicación Aeropuertos del mundo Códigos telefónicos Guía de colectivos Traductor Guía de Restaurantes
©2011 - www.resistenciahuemul.com.ar - Todos los derechos reservados